Marruecos: los 10 platos más deliciosos que tienes que probar

Marruecos es un país vibrante, como se puede ver en sus gentes, sus bailes y su música, pero sobre todo en su comida, que realmente me ha entusiasmado.Cada plato llena nuestro paladar con multitud de sabores exóticos a la vez que familiares, haciendo de cada una de nuestras comidas una auténtica experiencia de viaje.

El mejor consejo es que probéis todo lo que podáis, los pinchos, frutos secos, zumos de naranja o de remolacha y naranja, su gran variedad de dulces, pero sobre todo no os debéis perder los siguientes platos típicos:

1. Cuscús

El cuscús (semilla de sémola de trigo) cocido y acompañado por verduras, carne de cordero, ternera o pollo, es uno de los platos más tradicionales, que suelen prepararse en las casas los viernes, su día libre, dedicado habitualmente a rezar en las mezquitas, ir al hamman y pasear con las familias.

Plato típico marroquí: cous cous

Se puede preparar con multitud de ingredientes, pasas, legumbres, etc. pero os aconsejo, en especial si viajáis durante el verano, el cuscús saykout, con leche batida y mantequilla, que se sirve fresquito, y os dará muchísima energía.

2. Tajine

El Tajín es otro de los platos que encontraréis por todos sitios. Al igual que el cuscús, podréis comerlo a un precio bastante económico en cualquier restaurante, y la cantidad suele ser considerable, por lo que se puede compartir entre dos.

Plato típico de Marruecos: Tajin

Esta delicia debe su nombre al recipiente en el que se prepara, una cazuela de barro con una tapadera de forma cónica, y hay diferentes variedades entre los que destacaría el Tajine de Cordero con legumbres, almendras y ciruelas, aderezado con canela o azafrán, y el Tajine de Pollo, con limón, aceitunas y una salsa de tomate picante muy especiada.

3. Pastilla

La Pastilla o Bastela ha sido el gran descubrimiento gastronómico de mi viaje a Marruecos, aunque también puede encontrarse en la comida argelina o tunecina. Sin duda, os recomiendo que no dejéis de degustar el perfecto equilibrio que ofrece entre el dulce y salado, que resulta casi afrodisíaco.

Bastela, plato típico de Marruecos

Es un plato muy elaborado, con capas de hojaldre rellenas de láminas de carne de pollo o paloma, intercaladas con pasta de almendra, todo ello horneado y aderezado con canela y azúcar glas.

4. Bissara

La bissara es tan popular en Marruecos que se encuentra incluso en sus refranes, como el que dice “es tan pobre que sólo come bissara”, ya que es un plato muy sencillo, pero la verdad es que me encantó y resultó de lo más reconfortante.

Puré de habas marroquí

Es un simple puré de habas con un generoso chorro de aceite de oliva que podréis ver que sirven en multitud de lugares durante el desayuno o como acompañante de otros platos. No perdáis la oportunidad de comerlo acompañado del esponjoso pan marroquí.

5. Harira

Esta sopa, muy apreciada por utilizarse para romper el ayuno durante los días de Ramadán por su gran aporte calórico, está hecha con carne de cordero o ternera, legumbres y tomate, condimentada con pimienta negra, cilantro y jengibre, y se suele acompañar con dátiles.

Harira, sopa típica marroquí

He de reconocer que me costó incluir en mi menú un plato tan contundente durante mi viaje, y por no dejar de probarla, acabé merendando harira, pero sin duda mereció la pena.

6. Kefta

Kefta es carne picada aderezada con piñones, cebolla, ajo, perejil, pimentón picante, cominos y aceite de oliva, que se sirve de diferentes formas y todas están buenísimas.

Kefta, carne típica de Marruecos

Si viajáis con poco presupuesto lo mejor es como pincho a la barbacoa o en kebab acompañada de queso que encontraréis en cualquier sitio, y en los restaurantes suelen prepararla como albóndigas con tomate y huevos fritos.

7. Touajen y Hout

Para los amantes de los sabores intensos, tenemos el touajen, un estofado de carne de cordero o pollo en escabeche, que también se puede hacer con pescado, pero en este caso se llama Hout.

8. Zaalouk de berenjenas

El zaalouk de berenjenas es una de las tan típicas y riquísimas ensaladas de Marruecos, especialmente de la ciudad de Fez, y también se conoce como caviar de berenjenas.

Caviar de berenjenas marroquí

El plato consiste en berenjena hervida y cocinada con un sofrito de tomate y ajo, condimentado con cominos, pimentón rojo dulce y zumo de limón. Todo esto se deja enfriar y se añaden aceitunas negras, cilantro picado, aceite de oliva, sal, ¡y listo para comer!

9. Méchoui

El méchoui o meshwi es cordero entero asado lentamente en un horno de tierra hasta que la carne se desprenda fácilmente con las manos, y que se sirve acompañado con cuscús, almendras y ciruelas. Suele incluirse en el menú de las ocasiones, días festivos o cuando tienen invitados.

Meshwi de cordero en Marruecos

10. Djaja Mahamara

Nuestra última recomendación es un pollo estofado con pasas, sémola, almendras y pasas, que tampoco debéis dejar de probar.

Los dulces y postres son también increíblemente ricos, como el famoso kaab el ghzal o cuerno de gacela, que suelen ofrecerte junto con té verde como símbolo de hospitalidad, por lo que no perdáis la oportunidad de ser educados y disfrutar de su repostería.

Repostería marroquí

Sobre el autor

Cristina
Viajera de vocación y profesión, con estudios en la Diplomatura de Turismo, especializada en el asesoramiento y venta de viajes en agencias de viajes off-line y on-line, organizadora de las Tertulias Viajeras y sobre todo bloguera en Está en tu Mundo.

10 comentarios en "Marruecos: los 10 platos más deliciosos que tienes que probar"

  1. Carlos Estarque Moran | 15 Junio, 2016 a 10:23 | Responder

    Todos esos platos son increíble, además de muy particulares. Pocas gastronomías tan reconocibles y con tanta variedad y diferenciación. Muy buen artículo.

  2. me encanta marruecos,

  3. los platos son ricos

  4. Los platos son ricos

  5. ale de Viajar Cueste lo que Cueste | 21 Agosto, 2013 a 18:36 | Responder

    mañana salgo para esas tierras asi que espero probar algunos de estos platos…mmmmm ya me dio hambre jajaja
    abrazo viajero

  6. Me ha gustado mucho el post, y habiendo visitado el país vecino en 4 ocasiones me doy cuenta que algunos de esos platos no los he probado :(. El Kefta (número 6) es sencillamente espectacular.

    Un saludo,
    Jesús
    Vero4travel

  7. Mmmmm… Pocas cosas hay más ricas que una buena harira por la noche 😛 Hemos ido ya tres veces a Marruecos y siempre hemos empezado por una de esas contundentes sopas ^^

  8. Viajes de Primera | 3 Junio, 2013 a 21:45 | Responder

    La gastronomía marroquí, y casi nos atreveríamos a decir que magrebí, y de Oriente Medio, es una fiesta para los sentidos, además de sencilla y sana… Con este recetario, ¡sólo podemos desear sentarnos, ahora mismo, en el suelo para degustar y compartir, con las manos, una Bastela o un plato a base de berenjenas! Son nuestra perdición absoluta… Aunque un buen cuscús… 🙂

Deja un comentario

Tu email no se publicará


*