¿De viaje a India? 12 cosas que todavía no sabes que te van a pasar

India es sin duda un país fascinante, una cultura muy diferente, un viaje para crecer y aprender, pero por supuesto, esto implica un choque cultural importante.

De esto precisamente trata este artículo, de esas diferencias que nos van a hacer dudar, reírnos, incluso flipar, pero siempre intenta no enfadarte. A continuación, te contamos esas 12 cosas que te van a pasar durante tu viaje a India:

1.Shock on arrival 😜

El primer choque que vas a tener te recibirá nada más salir del aeropuerto, en especial si aterrizas en la preciosa ciudad de Delhi, con sus mil rincones llenos de encanto e historia, pero también muy contaminada, con una húmedad impresionante y calor, lo que me provocó una sensación de agobio la primera noche que pasé allí, pero que desapareció totalmente al amanecer.

Calles abarrotadas de Delhi

Calles de Paharganj en Delhi

El centro de Delhi, en especial zonas de Paharganj, está formado por calles bulliciosas, llenas de olores buenos y malos, gente, vacas, perros, rickshaws y mucho más de lo que puedas imaginar, por lo que si eres de los que necesitas mucho espacio vital, tendrás que tomarlo con paciencia.

Si quieres minimizar esta sensación, te recomiendo que tu llegada a India sea a través de Bombay, con multitud de lugares interesantes que visitar también, pero más moderna y tranquila. Otra opción que elegí yo en mi primer viaje a India, fue estar sólo un día a la llegada en Delhi, y profundizar en la ciudad a la vuelta, antes de partir a España, ya mucho más acostumbrada al ritmo de este asombroso, emocionante y trepidante país.

2. Indian Yes

En India el gesto que se usa para asentir es muy diferente al de los europeos, moviendo la cabeza de un lado hacia el otro, que en más de una ocasión te confundirá, te resultará desconcertante e incluso hará que te preguntes muchas veces si realmente te están entendiendo.

Pues aunque parezca mentira te entienden, esta forma de comunicación tan arraigada no sólo significa un sí, sino que implica cordialidad, y se podría comparar con sonreír. Una vez te acostumbres, seguro que te resulta gracioso.

3. Sentirse sin normas

El hecho de comer con la mano y poder quitarme los zapatos casi en cualquier sitio, hicieron que en un primer viaje a India me sintiese como una niña pequeña, casi sin normas y con una extraña sensación de libertad que me encantaba.

Normas y costumbres en India

Mujer descalza en India

Por supuesto, tienes que tener en cuenta que esto sólo pasa por la gran diferencia cultural que existe, ya que como te irás dando cuenta, tienen muchísimas normas radicalmente opuestas a las nuestras. Para ellos, si te quemas la boca comiendo, está claro que el cubierto no entiende, siendo mucho mejor usar sólo la mano derecha, y si no te quitas los zapatos al entrar a un templo o a una casa, es una gran falta de respeto, aunque intenta no enseñar las plantas de los pies, considerada una parte impura del cuerpo por estar siempre en contacto con el suelo, lo que les lleva a sentarse en cuclillas hasta encima de un muro.

Así poco a poco, irás descubriendo sus prácticas y costumbres, sin agobios, ya que los indios son en general muy abiertos y tolerantes, al convivir varias religiones, idiomas y tradiciones en el mismo país.

4. ¡¿Qué no pica?!

El picante en la India está por todos lados, en especial en la cocina típica del Norte de la India, incluso en las chucherías de los niños. Por lo tanto, tienes dos opciones, darlo todo explorando los diferentes grados de la escala de Scoville, o recurrir a la gastronomía más típica del Sur del país, masala dhosa, uttapam e incluso un rico pollo tandoori.

Agricultura en India

Mujer india en un secadero de pimienta

En los hoteles son conscientes de que nuestros estómagos no están tan acostumbrados, y te suelen preguntar si lo quieres poco picante, un término medio o muy picante. Mi recomendación aunque te guste o toleres el chile a la perfección, es que lo pidas poco o nada picante, y aún así será un baile para tus papilas gustativas, destacando por encima del sabor de sus otras ricas especias. También es fácil encontrar comida china, como por ejemplo, vegetable chow mein, pizza, tortillas o pasta. Si quieres más información sobre los platos más típicos de la gastronomía de India, no dejes de leer nuestro artículo, en donde además hablamos de cómo es el protocolo para comer siendo educados, desde su punto de vista, claro.

5. Miradas profundas

En mi primer viaje a la India, recuerdo un atasco en el centro de Delhi, donde todos los ojos de la gente que estaba alrededor se colaban dentro de nuestro taxi, y nos observaban con intensidad, llegando casi a intimidarme.

Feria del Camello en Pushkar

Feria del Camello en Pushkar

De hecho, ahora después de tantos viajes, ese sentimiento quedó lejano, ya que en seguida esas miradas se convirtieron en curiosidad, un buen motivo para interactuar y conocer gente, pero sobre todo sirvieron para darme cuenta de que nosotros no nos miramos a los ojos directamente, es más, nos evitamos las miradas, y eso tampoco creo que sea muy positivo.

6. Preguntas indiscretas

La primera conversación que tendrás prácticamente con cualquier persona que acabes de conocer, pasará por preguntas cómo si estas casada, si tienes hermanos, en qué trabajas e incluso cuánto ganas.

Rituales tradicionales en India

Preguntas sobre el futuro en la ceremonia de Theyyam

Sin duda, aquí en España preguntar el salario de otra persona es bastante indiscreto e incluso puede resultar grosero, pero en India no es así, sólo es una forma de conocerte, una pregunta natural, y a lo que ellos entienden, que tú puedes contestar lo que quieras, ya sea verdad o no.

Otra pregunta que me hace mucha gracia cuando salía de casa, es que mis vecinos querían saber si me había duchado, día tras día, entre otras cortesías e invitaciones a un chai. ¿Te lo puedes creer? ¿Preguntas sobre la higiene corporal? Jajaja, pues sí, tómalo con naturalidad y no te ofendas.

7. Sentirte como un famoso

Se acerca alguien hacia ti, te dice algo en hindi entre lo que se entiende la palabra “photo” y te señalan el móvil o la cámara, por lo que rápidamente deduces que quieren que les hagas una foto, pero probablemente te equivocas, como podrás descubrir cuando te empiezan a señalar para que salgas con ellos, en ocasiones con familias enteras.

La misma curiosidad que a nosotros nos causan sus rostros y atuendos, que queremos fotografiar todo el rato, también la tienen ellos, por lo que será algo normal que jóvenes, niños y hasta familias enteras te requieran que poses, y te entregues en los retratos al más puro estilo de Bollywood.

8. Relájate y disfruta: surfea la incertidumbre

En India todo es posible (everything is possible) y aunque esto resulta genial en muchas ocasiones, en otras no tanto, por lo que debes ir preparado para que las cosas no salgan como lo habías planeado.

Maharaja Express, transporte de lujo en India

Maharaja Express tren de lujo

Esto lo debes tener en mente en especial en los medios de transporte, ya que puede que hayas reservado un billete en un autobús volvo gold, perfectamente acondicionado y acabes bajando de la ladera de los Himalayas en una tartana que parece ir sin control, con el pasaje vomitando, o que llegues a la estación de tren de Jodhpur con una plaza de tren confirmada después de varios días en lista de espera, y que te lo hayan cancelado, dejándote como única opción unas butacas de madera y 16h. de trayecto por delante, e incluso esperar varias horas un tren que no llega en Agra y que nadie te de ninguna información, excepto que sigas esperando. Sólo puedes evitar esto en los trenes turísticos entre Delhi y Agra o Jaipur, que son tremendamente puntuales.

Despreocupate, vive la aventura y toma las cosas como vengan, te aseguro que la aventura también es una gran experiencia.

9. Vacas primero

Después de leer muchos libros sobre la cultura de India, creía que tenía claro que las vacas eran muy importantes para ellos. Cada familia suele tener una vaca lechera, que les proporciona alimento gracias a la leche, y sus excrementos sirven para arreglar las casas en las zonas más rurales e incluso como energía en Anantapur, donde gracias a la Fundación Vicente Ferrer, se usan cocinas de metano.

Costumbres y tradiciones en India

Vacas sagradas en India

En un plano más profundo simboliza fertilidad, prosperidad y abundancia, son sagradas para su religión y uno de los animales más generados. Pero lo más importante que tienes que saber, es que también son más importantes que tú y que yo, tal y como aprendí en el callejón que da acceso al Templo de Oro de Benarés, en el que al entrar una vaca mientras estaba lleno de gente, se sucedían tremendos empujones para abrirle paso, con riesgo de caerme y ser aplastada. ¡Ten cuidado!

Lo habitual es encontrarlas por las calles de las ciudades, descansando, comiendo papeles o paseando, y pasar a su lado sin problema, aunque en la época de celo, hay que prestar más atención.

10. El karma funciona

Seguramente, este es el mejor consejo que puedo darte para tu viaje a la India, ten en cuenta que el karma funciona, y aunque es una máxima que intento aplicar en mi vida cotidiana, y en el resto de los viajes, te aseguro que en la India necesitas pensar en ella mucho más (tendrán mejor antena 😜).

Para que te hagas una idea de lo importante que es el karma en India, en mi primer viaje robaron a mi compañera en un autobús entre Udaipur y Agra sin que nos diéramos cuenta, y a pesar del mal rollo, y quedarse sin cámara, fotos y lentillas, el ladronzuelo pensó en el karma. Se llevó las gafas de sol, pero le dejó las suyas viejas, había dos tacos de billetes de rupias, pero sólo desapareció el pequeño, y todos los recuerdos que habíamos comprado que llevaban a Ganesh o cualquier otro dios, estaban intactos.

Tu actitud es lo que marcará tu viaje, y seguro que con sonrisas, buen rollo, paciencia y precaución saldrá redondo.

11. Sorprenderse con el Taj Mahal

Seguro que has visto el Taj Mahal en multitud de fotografías, salvapantallas, revistas, etc., y te encanta. Lo que no sabes es que a pesar de conocerlo a la perfección, te sorprenderá como nunca habías imaginado, con su magia, su mármol traslúcido que cambia de color al amanecer y el atardecer, sus piedras preciosas incrustadas en el mismo con un tamaño increíblemente pequeño, y sobre todo, te podrás sentir un gran fotógrafo gracias a las imágenes que te regalará.

El Taj Mahal el imprescindible de tu viaje a India

Vista del Taj Mahal desde el río Yamuna

Si quieres más información sobre el Taj Mahal, y todo lo que ver en Agra, no dejes de leer nuestro artículo.

12. Eructar después de comer

Si te invitan a comer a una casa, y con total normalidad eructan delante de ti levantando tu flequillo, tranquilo, this is India, aunque si eres como yo, harás grandes esfuerzos por aguantar la risa.

Choque cultural entre India y España

Costumbre de eructar en India

En India un eructo es sólo una necesidad natural, incluso es síntoma de sentirse satisfecho después de una comida, al igual que en Arabia Saudí, las islas del Pacífico Sur o China. Los trabajadores de los hoteles o los que tratan con turistas internacionales, son conscientes de que para nosotros es de mala educación, e intentan evitarlo, pero si te ocurre, recuerda que en este lado del mundo es de lo más habitual.

Está claro que India es un país que sólo puedes odiar o amar profundamente como es mi caso, divirtiéndome con todos esas diferencias que de alguna forma nos sirven de espejo para también aprender sobre nosotros mismos, y confío en que a ti te pasará lo mismo. ¡Espero que vuelvas y me lo cuentes!

Sobre el autor

Cristina

Viajera de vocación y profesión, con estudios en la Diplomatura de Turismo, especializada en el asesoramiento y venta de viajes en agencias de viajes off-line y on-line, organizadora de las Tertulias Viajeras y sobre todo bloguera en Está en tu Mundo.

Tu comentario será el primero on "¿De viaje a India? 12 cosas que todavía no sabes que te van a pasar"

Deja un comentario

Tu email no se publicará


*