De tapas por Logroño: los 11 mejores bares para degustar su gastronomía

Si hay algo que ha hecho famosa a la ciudad de Logroño, es posicionarse como una de las mejores zonas de tapeo del país, con delicias únicas gracias a su producto de proximidad de gran calidad, maridado con lo mejor de las bodegas de La Rioja y un ambiente muy animado, que prometen un viaje inolvidable para el alma y el paladar.

Tapas en Logroño

Vino de La Rioja

Las calles Laurel y San Juan de Logroño son algo así como la meca del tapeo en el norte de España, que se puede comparar con lo mejor de la preciosa ciudad de San Sebastián, con bares que exponen en sus barras verdaderas obras de arte gastronómicas de España, que ya de por sí merecen la pena hacerse una escapada, en especial teniendo en cuenta que Logroño es la capital de provincia con la mayor concentración de bares por habitantes, con casi 600 espacios culinarios de gran variedad, con un inmejorable nivel tal y como avalan las estrellas Michelín de los restaurantes Ikaro y Kiro Sushi, así como las reseñas de sus visitantes.

Por ello, hemos decidido hacer una selección para recomendarte los 10 mejores sitios para tapear en Logroño, aunque estamos seguros que después de tu visita, tu mismo harás la tuya propia, además de llevarte un fantástico recuerdo de tu estancia.

Qué ver en Logroño: los mejores lugares que visitar

Antes de comenzar con las recomendaciones, hemos de decir que Logroño ofrece mucho más que ir de tapas, ya que tiene multitud de lugares de interés turístico para conocer, así como actividades interesantes que realizar, o simplemente recorrer la ciudad ya merece la pena, por ejemplo, comenzando por la majestuosa Concatedral de Santa María de la Redonda, para seguir por el florido Paseo del Espolón, adentrarnos por sus concurridas galerías y la animada calle de los Portales, cruzar el maravilloso Puente de Piedra (que por cierto, figura en el escudo de la ciudad), y tomar el Paseo de la Florida hasta llega a la refrescante ribera del Río Ebro, todo ello enclaves llenos de viajeros y peregrinos, por ser ciudad de paso del Camino de Santiago.

Qué ver en Logroño

Iglesia de San Bartolomé

Pero además el ambiente de Logroño es envolvente y alegre, gracias a su pujante vida estudiantil, sus amplios y modernos centros comerciales, pero sobre todo a las bodegas riojanas de gran prestigio que rodean la ciudad, que ofrecen visitas guiadas con catas, que sin duda resultan una actividad más que recomendable.

Los mejores bares para tapear en Logroño

Ahora sí, prepara el paladar para recorrer los bares más famosos de tapas de la calle Laurel y de la calle San Juan que harán que tus vacaciones en Logroño se conviertan en un momento inolvidable, sin necesidad de salir de estas dos vías del centro de la ciudad.

1. Bar Soriano (Travesía de Laurel, 2)

Comenzamos con el clásico de entre los clásicos, con más de 40 años de historia, el Bar Soriano, y su rica especialidad, una brocheta de champiñones a la plancha con gamba y una salsa, que no sólo es la clave de su éxito, sino su secreto mejor guardado, que le ha llevado a convertirse en el pincho más famoso de la calle Laurel. Además, si te entra hambre a media mañana es uno de los pocos bares que ya está abierto, por lo que no tendrás que esperar al medio día para ir abriendo boca. Sus apenas 40 metros cuadrados siempre están repletos de gente, y te podemos asegurar que gracias a su exquisita tapa, nunca lo verás vacío. ¡Por algo será!

Tapas en Logroño

Pincho del Bar Soriano

2. Bar Cid (Travesía de Laurel, 1)

Otro local familiar con 37 años de historia, muy cerca del anterior, por el que seguir nuestra ruta, es el Bar Cid, parada obligada para degustar su única tapa, las setas a la plancha de la huerta riojana aderezadas con la que llaman la salsa de la abuela que deleita a cientos de comensales cada día, siempre acompañadas de un buen vino de La Rioja. El bar es amplío, cómodo, con una decoración con objetos típicos de la zona, y tiene un servicio rápido y muy amable, sin olvidar las setas de la variedad ostra de las que os hablabámos, frescas, tiernas y exquisitas, que sirven en pincho, ración y media ración, porque te garantizo que querrás repetir.

3. Bar La Casita (Travesía de Laurel, 13)

Otra de las estrellas de la Laurel de visita obligada, es este bar que ofrece una variedad de tapas y pinchos hechos en el momento, con una atención y un trato que le valen las mejores valoraciones de sus clientes. De entre su amplia variedad gastronómica, te recomendamos que no te vayas sin probar la brocheta de calamares y gambas, así como las croquetas vegetarianas que no decepcionan ni a los paladares más exigentes. Para terminar, sus sorbetes son excelentes, con mención especial al de mojito.

4. La Taberna del Laurel (Calle del Laurel, 7)

En esta taberna han convertidos en pinchos lo mejor del producto de proximidad de gran calidad. Sus patatas bravas se elaboran artesanalmente desde 1.959, y puedes elegir el punto de picante entre “Raras (sin picante), Que pique poco, Bravas, Que Pique y Que Reviente”. Otras tapas que te harán volver a La Taberna son el canapé de marisco, el tronco de cardo con mousse de pato y jamón, la penca de acelga con queso de cabra, setas y jamón, y los pimientos rellenos, ya sean de carne o bacalao. ¿Todavía no se te ha hecho la boca agua?

Tapas en Logroño

Patatas Bravas89999536

5. Bar Pagános (Calle Laurel, 22)

Si después de todo esto te han entrado ganas de comer algo de carne, tienes que ir al Bar Páganos, que llevan 52 años haciendo pinchos morunos realizados de forma artesanal, tal y como se elaboraban desde que abrieron en 1.960, y cocinados a la brasa con carbón vegetal, al igual que su pluma de cerdo ibérica que también te recomendamos. Si quieres seguir con algo menos carnívoro, no dejes de degustar su deliciosa tortilla de patata.

6. Bar Jubera (Calle Laurel, 18)

Con más de 500 reseñas en Google, una valoración general de 4,5 y cientos de visitantes que abandonan el local con cara de “tripa llena y corazón contento”, el Bar Jubera se consolida como otro de los platos fuertes de la calle Laurel. Desde 1.983 ha sabido mantener el sabor del plato que lo ha hecho famoso, una vez más las patatas bravas cocinadas al momento y siempre bien acompañadas con la mejor selección de las bodegas riojanas. Fue reformado hace un par de años y tiene un ambiente de lo más acogedor.

7. Restaurante Tastavin (Calle San Juan, 25)

Basta con echar un ojo y sentir el aroma de las tapas que dan la bienvenida al visitante, para que te entren ganas de probarlo todo. Está recomendado en las guías Michelín y Repsol, y su local es más amplio que los anterior, pudiendo sentarnos en las mesas de la parte de atrás para comer más tranquilamente. Ofrece pinchos muy elaborados como la vieira trufada, el lingote de calamar, la alcachofa con serrano y gambas en pasta brick, que bien le valen ser considerado un “gastrobar” más que un restaurante.

8. Bar Samaray (Calle San Juan, 3)

La calle San Juan tiene en el Bar Samaray una de sus joyas gastronómicas, con especialidad en huevos de codorniz variados (con boletus, con chorizo, etc.) y unos bocadillos de anchoa que dan ganas de repetir. La barra se renueva permanentemente y el encanto logroñés del lugar invita a quedarse, destacando que las tapas y raciones tienen una excelente relación calidad-precio.

Tapas en Logroño

Huevo de codorniz

9. Bar La Cantina (Calle San Juan, 14)

“Parece mentira lo que son capaces de hacer con una humilde patata”, cuenta una visitante de La Cantina en su reseña de Facebook. Y lo resume muy bien, porque cada plato, pincho y ración es un abrazo de sabores difícil de describir, como el de sus patatas asadas con pimentón y alioli o el de sus hojaldres rellenos de siete gustos diferentes, entre los que hay que resaltar el de espinacas y queso de cabra. Sus bocadillos de chistorra asada y los caldos caseros, no se quedan atrás.

10. Torres Gastrobar (Calle San Juan, 31)

Este es, sin lugar a duda, otro de los imprescindibles de la Calle San Juan. Su plato más recomendada es el bocadillo de calamares, aunque también tienen tapas más especiales como las hamburguesitas de carne de kobe, el milhojas de calabacín con bechamel de carne con verduras o una carrillera guisada al vino tinto que son un verdadero festín, que también se maridan con una selección de vinos muy variada. El ambiente es siempre animado, el diseño del local es tradicional con toques modernos, y la relación calidad-precio son algunos de los factores que invitan a pasar un buen rato, y le hacen merecedor de las mejores puntuaciones de sus clientes.

11. Bar Vinissimo (Calle San Juan, 23)

Y por último, un sitio que ha apostado por la originalidad, ganando amplia aceptación: su hoja de borraja con cococha de merluza y el canguro con setas y guarnición de crema de aguacate, son dos de sus especialidades más recomendadas. Además, tienen un salmón ahumado relleno de aguacate con crema de mango que se lleva todos los aplausos, y el “Combinado Vinissimo” con tres bolas de pasta crujiente de mango, fruta de la pasión y piña que dejan el sabor dulce perfecto para despedirse hasta la próxima visita. Para beber podrás elegir entre una brillante selección de crianzas DO Rioja, Bierzo, Somontano, Toro, Jumilla y otros.

Entendemos que después de este paseo gastronómico en letras, más de uno estará deseando hacerlo realidad. Definitivamente, el tapeo en Logroño, no es una costumbre sino un deber para cualquier viajero que desee una experiencia inolvidable en la capital riojana.

Sobre el autor

Cristina
Viajera de vocación y profesión, con estudios en la Diplomatura de Turismo, especializada en el asesoramiento y venta de viajes en agencias de viajes off-line y on-line, organizadora de las Tertulias Viajeras y sobre todo bloguera en Está en tu Mundo.

Tu comentario será el primero on "De tapas por Logroño: los 11 mejores bares para degustar su gastronomía"

Deja un comentario

Tu email no se publicará


*